3 de abril de 2018

Mima tu (su) piel. Receta para elaborar un aceite afrodisíaco

                                                                              
                                                                               
Piel
¿Te apetece seducir a través del olfato?

Seguramente hayas leído el libro o visto la película de "El perfume". El autor de la novela es un escritor alemán: Patrick Süskind. El título original fue, traducido al español: El perfume, historia de un asesino. 

Grenouille, que es el protagonista, tiene un sentido del olfato muy desarrollado. Debido a esta capacidad pasa la vida en busca de nuevos olores, incluso quiere crear uno para sí mismo, ya que carece de uno propio. Para conseguir sus fines es capaz de cometer cualquier barbaridad; me remito a la segunda parte del título original: Historia de un asesino.

No es que me vaya a comparar con el señor Grenouille, pero el olfato es mi sentido más desarrollado. ¡Olisqueo todo! Tal vez por eso esta historia me ha impresionado tanto.

En un pasado que me parece muy lejano, como en otra vida, una amiga (hermana a todos los efectos) y yo empezamos a investigar sobre los aceites esenciales, cosmética natural, jabones lujosos por cómo estaban elaborados... Disfruté mucho de aquella etapa, afiné aún más el olfato y viví experiencias enriquecedoras. Ni que decir tiene que en mi casa se usan los jabones que yo hago con los mejores ingredientes, entre ellos, los aceites esenciales.

«El olfato es nuestro sentido más inmediato porque está conectado con la memoria y con las emociones. Además, regula el sistema neurovegetativo». Eliana Canella

Algunas veces me he preguntado cómo sería vivir, pongamos que en la Edad Media, o en la época del señor Grenouille (siglo XVIII), cuando la higiene personal era considerada hasta pecaminosa: lavarse ahí garantizaba la entrada al infierno. Sabemos que el olfato también se educa, pero en los momentos de intimidad, meter mano sin saber qué te vas a encontrar..., en fin, que me alegro mucho de vivir en la época actual.

Te recomiendo volver a leer el post: Para tener sexo conmigo, ¡dúchate! (pincha sobre el título si te apetece pasar un buen rato).

La finalidad de esta entrada es que juntos preparemos un aceite para masaje con efecto WOW, o sea que te va a servir para despertar la diosa, o dios, que hay en ti. 

¿Te animas?

Se trata de un aceite sencillo con propiedades afrodisíacas, pero también superhidratante y con un olor maravilloso.
                                                   
Lujo en la piel


Ingredientes:
  • 50 ml. de aceite de almendras dulces.
  •  3 gotas de aceite esencial de Sándalo.
  •          6 gotas de aceite esencial de Ylang-Ylang.
  •     10 gotas de aceite esencial de Lavanda. 

 Si lo prefieres, puedes sustituir el Ylang-Ylang por aceite esencial de Rosa, aunque he de advertirte que este es uno de los aceites más caros.

Al final del post añadiré un par de direcciones donde puedes encontrar todos los ingredientes que vas a necesitar, pero hay muchas tiendas. Por supuesto, en algunos herbolarios o farmacias bien surtidos también vas a tener a tu disposición lo que necesites, además del asesoramiento de expertos, claro.
                                                       
Preparación: 
El proceso es sencillo y rápido.
  1. Verter el aceite de almendras, que es el aceite portador, en un recipiente de cristal. En cualquier bazar podrás encontrar botellitas chulísimas a buen precio.
  2. Con la ayuda de un cuentagotas, añadimos los aceites esenciales directamente en el recipiente que contiene el aceite de almendras.
  3. Cerramos el envase y, con suavidad, lo movemos para que se mezclen los ingredientes. Etiquetamos y decoramos al gusto, por ejemplo: con rafia podemos hacer un lazo rústico, o esmerarnos en preparar unas etiquetas chulas.
Piel

Tú eliges cuándo, cómo y con quién usar el aceite afrodisíaco que hemos elaborado. Al igual que le ocurría al señor Grenouille, notarás cómo algunas partes de tu cuerpo se expanden, me refiero a las fosas nasales, por supuesto.

Recuerda: La piel es el órgano más extenso del cuerpo y lo cubre completamente. Además de las funciones principales de protección, absorción, eliminación y termoregulación, entre otras, es un órgano sensitivo que nos permite reaccionar a las caricias propias y ajenas (función comunicativa). ¡Vamos a cuidarla como merece!  

La curiosidad
¿Recuerdas el denostado olor del Pachuli, muy de moda durante los años sesenta y setenta entre las personas asociadas con la filosofía de vida hippie? Se decía que servía para enmascarar el olor de la marihuana, por ejemplo. Pues bien, confieso que es un olor que me encanta y, que después de conocer las virtudes de este aceite esencial, lo considero, como poco, un fondo de armario en mi alacena de los trastos de hacer jabón.


«El Pachuli es afrodisíaco, antidepresivo, antiinflamatorio, antivírico, antiséptico, estimulante y está indicado para los casos de ansiedad, depresión, estrés y disfunción de la líbido». Eliana Canella

Bueno, ahora te toca a ti arremangarte y ponerte manos a la obra. ¿Te animas? 

Algunas tiendas on line donde compro cositas ricas:
-Gran velada
-La despensa del jabón

Fuentes consultadas: Pixabay, Esencias y aceites esenciales (Eliana Canella)





10 comentarios:

  1. Una experiencia más lo pondré en práctica y os contaré el resultado aunque en cierta ocasión probé y bendita curiosidad no sabíamos si reírnos o llorar aparte de que lo pasamos muy bien porque a eso íbamos parecíamos aceitunitas melosas, brillantes pegajos@s y muertos de risa eso sí, la piel con una expresión envidiable

    ResponderEliminar
  2. Buenos días, Anónimo.
    ¡Me imagino la escena!, escurridizos como carpas... Lo importante es que la experiencia fue divertida; las risas compartidas son señal de que la pareja funciona perfectamente y que vive una sexualidad saludable y positiva. Además, me parece estupendamente que quieras continuar experimentando, aunque las sábanas acaben en la lavadora ;-).
    El aceite de almendras se absorbe bastante bien, claro que depende de la cantidad que uses...
    Gracias por este comentario tan espontáneo.
    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
  3. Buenas tardes a todos.
    Me parece fenomenal la receta del aceite, todo lo que sea suave y huela bien me gusta. Podrías escribir un relato con el aceite afrodisíaco por medio...
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenos días, Capricornio.
      Ya, ya sé que lo que más te gusta del blog son los relatos eróticos; he pillado la indirecta ;-) Algo haremos al respecto.
      Si te gusta la receta, ya sabes: ¡ponla en práctica!
      Gracias por comentar.
      ¡Feliz domingo!

      Eliminar
  4. A mi pareja la gusta experimentar con estas cosas, y a mí que lo haga.
    😈

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenos días, Antonio.
      Me alegro mucho de que así sea. Aquí tienes una receta nueva para probar.
      Me gusta ese diablillo...
      Gracias por comentar.
      Un abrazo.

      Eliminar
  5. Buenas noches,a mi me pasa lo que a ti,soy fan de los perfumes,esencias, aceites,todos aquellos productos que me evoquen sensación de bienestar,me parece una parte importante en la vida y no necesariamente tienen que ser afrodisíacos para que te atraigan.Yo también doy gracias x vivir en esta época y x supuesto que probaré el aceite que nos has recomendado.un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenos días, Tere.
      ¡Qué razón tienes!, efectivamente, la palabra clave en tu comentario es "bienestar". Y, aunque no tengan que ser necesariamente afrodisíacos opino que, los aromas que nos atraen, nos hacen más receptivos a todo aquello que nos hace felices, y entre esas circunstancias dichosas se halla el placer.
      Gracias por el comentario.
      ¡Un abrazo!

      Eliminar
  6. Buenas tardes!!
    Se de que libro hablas,pero no le he leído ni he visto la película,asiq me lo apunto como algo pendiente.
    Muchas gracias por esta receta tan original y a la vez tan estimulante,intentaré hacer la mezcla y a ver q sale,q yo tambn soy muy fan de los olores,y sobre todo de los masajes,asiq si podemos aunarlo todo,mucho mejor.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenos días, Dama.
      El libro engancha, pero a la vez causa desasosiego. No digo nada más; mejor lo lees y compruebas a qué me refiero.
      La receta es muy sencilla, te va a salir perfecta. Seguro que no te arrepientes de tener un aceite de estas características en la mesilla de noche.
      ¡Y dices que te gustan los masajes...! Entonces es imprescindible.
      Gracias por comentar esta entrada.
      ¡Abrazos!

      Eliminar